miércoles, 20 de mayo de 2015

Muel (Zaragoza)


"La única forma de entender la pintura es ir y verla" 

Auguste Renoir




Ermita de la Virgen de la Fuente. Muel (Zaragoza)

 

 

Turismo Muel (Zaragoza) 

 

Pues para entender la pintura de Francisco de Goya, nos acercamos hasta la comarca del Campo de Cariñena, en concreto a Muel, para poder ver los frescos con los que el pintor de Fuendetodos decoró las pechinas de la ermita de Nuestra Señora de la Fuente. Nuestra primera intención era la de visitar la ermita pero no es posible llegar hasta este lugar sin pararse a contemplar la presa romana sobre la que se levanta este templo; y la presa retiene el agua en un estanque que forma parte de un bonito parque donde también están los restos de un castillo y un molino árabe; y bajo el castillo corren las aguas del río Huerva que se desbordan en alegres cascadas...
Y la visita para entender la pintura de Goya se prolongó admirando el patrimonio cultural, histórico, artístico y natural de Muel.




Frescos de Francisco de Goya en la ermita de la Virgen de la Fuente


 

Qué ver en Muel


Restos Romanos. Si retrocedemos en la historia de Muel llegamos hasta la época de los romanos. De esta etapa, conserva un imponente dique de la presa romana construido en el S. I d. C para abastecer de agua a Cesaraugusta (Zaragoza).




Ermita de la Virgen de la Fuente sobre la presa romana



De los años del dominio árabe, Muel todavía mantiene su tradición alfarera que se remonta al S. XI. Tras la reconquista, los nuevos habitantes que repoblaron la villa mantuvieron esta tradición, llegando a ser uno de los centros alfareros más importantes de la región.
En la entrada de Muel se pueden ver las cuevas donde se elaboran de la forma más primitiva y artesanal la famosa cerámica.

También se conserva de esta época un molino árabe que ha sido rehabilitado como sala de exposiciones.

Parte del molino árabe




El Castillo de los Marqueses de Caramasa ha sido identificado como de origen árabe. Con la posterior conquista se levanta un palacio nuevo sobre el original. De todo el conjunto sólo se conservan parte de los muros y dos torreones, que hoy se utilizan como mirador sobre la cascada que forma el canal subterráneo del río Huerva.  


Castillo sobre el cauce del río Huerva



Ermita de la Virgen de la Fuente. De estilo barroco, su exterior realizado en piedra y ladrillo cuenta con una  cúpula octogonal de tejas de lágrima (típicas de la cerámica popular de Muel). En el interior destacan las pinturas de Francisco de Goya, que decoran las pechinas de la cúpula representando a los cuatro Santos Padres de la Iglesia (S. Jerónimo, S. Ambrosio, S. Gregorio y S. Agustín); estas pinturas las realizó al óleo directamente sobre el muro de yeso, con fondos oscuros y pinceladas sueltas.
Cúpula de tejas de lágrima sobre un cimborrio octagonal



Iglesia de S. Cristobal. Una alta torre-campanario es el único vestigio que queda del templo de origen en estilo mudéjar. La construcción que hoy observamos es de principios del S. XVIII.
El coro conserva el órgano que data del S. XVII



Iglesia de S. Cristóbal



La visita cultural nos llevó hasta el Parque Municipal de Muel, un pequeño vergel que ha creado el río Huerva en medio de los páramos aragoneses. 

El parque municipal acoge gran parte del patrimonio cultural y artístico de Muel: el castillo de los marqueses de Camarasa, la ermita de la Virgen de la Fuente, el dique romano y el molino árabe, así como parte de su patrimonio natural formado por el estanque, las cascadas y la vegetación que acompaña el curso del Huerva.

Muchos encantos en poco espacio. Sorprendente Muel.

Cascadas naturales del río Huerva a su paso por Muel

Parque Municipal de Muel.






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si tu comentario es para ayudarme a mejorar, me gusta. Si es para decirme que te ha gustado, me alegra :-)