martes, 21 de noviembre de 2017

Malpica de Bergantiños. Faro Roncudo y faro Nariga (La Coruña)

 

 
Faro Nariga

Bergantiños. Faro Roncudo. Faro Nariga


En dirección hacia Malpica de Bergantiños, donde finalizaría nuestra ruta por los faros de la Costa de la Muerte, vistamos:


Castro de Borneiro


En el municipio de Cabana de Bergantiños, en un encantador bosque de castaños, robles y avellanos se encuentra este yacimiento claro ejemplo de la cultura castreña. Estuvo habitado entre los siglos IV y I a. C..
Cuenta con un foso y murallas defensivas rodeando el perímetro. Las viviendas son de gran tamaño, con formas rectangulares y redondas.

Castro de Borneiro



Mirador As Grelas

De camino al castro Bormeiro paramos en este mirador donde pudimos contemplar la estupenda panorámica  que ofrece las dunas y la lengua de arena que separa las aguas de la ría de Corme y Laxe de las del río Anllóns. Un magnifico estuario de gran valor ecológico por todas las especies de aves y peces que allí habitan.


Mirador As Grelas






Malpica de Bergantiños

Prados, bosques y acantilados de nostálgica belleza es el paisaje en el que su ubica el pueblo pesquero de Malpica de Bergantiños. Si el entorno es naturaleza en estado salvaje, el interior es un laberinto de calles estrechas con auténtico sabor marinero, siendo el puerto uno de los principales atractivos y de visita indispensable para apreciar el ambiente pesquero.

El puerto de Malpica de Bergantiños es uno de los principales de esta costa; su tradición pesquera se remonta al siglo XVII con la pesca de ballenas como actividad económica fundamental, después serían las fábricas de salazones y conservas, y actualmente la pesca de bajura.

Al final del cabo de San Adrián, se encuentran las islas Sisagras, tres islas separadas sólo en las mareas altas.
 



Faro Roncudo

Para llegar a este faro hay que atravesar el pequeño pueblo costero de Corme-Porto y continuar por una carretera que discurre paralela a los abruptos acantilados de la ría de Come y Laxe, por un paisaje rocoso, agreste y desolado donde una vez más el nombre de esta costa queda perfectamente reflejado. La belleza dramática de la Costa de la Muerte culmina al llegar al faro Roncudo, que se alza entre grandes piedras de granito, junto a unas cruces blancas en memoria de los fallecidos en el mar.
El faro Roncudo se construyó en 1920, el mismo año que su gemelo el faro de Laxe. El nombre viene del ruido ronco que hace el mar  cuando rompe en los acantilados.


Precioso atardecer en el faro Roncudo



Faro Nariga

El broche final a este recorrido por los faros de la Costa de la Muerte lo puso este extraordinario faro, levantado sobre una construcción que simula la proa de un barco adentrándose en el mar, siendo el mascarón de proa una figura realizada en bronce denominada Atlante
El faro Nariga fue construido en 1995, por lo que es el faro más moderno de Galicia. Se alza a 50 mts. de altura y su alcance lumínico es de 22 millas.
Un lugar con un encanto especial, ideal para admirar los cambios cromáticos de la puesta del sol entre roquedos con curiosas formas que han ido labrando el agua y viento.

Faro Nariga

Crepúsculo en faro Nariga

 

 

Algo de la gastronomía gallega


Empanada de harina de maiz con relleno de sardinitas

Exquisitas navajas

Vieiras acompañadas de godello

Pimientos de Padrón, unos pican y otros no.



Fin










Enlace a la ruta por los faros de la Costa de la Muerte (La Coruña)





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si tu comentario es para ayudarme a mejorar, me gusta. Si es para decirme que te ha gustado, me alegra :-)